Concretando el «Hacia un nosotros cada vez más grande»

20211004-migrantes-guadalupe

¡Vamos a Guadalupe! Peregrinos venidos de todo el mundo, migrantes y refugiados que viven en Badajoz, Mérida, Don Benito, Plasencia y Cáceres, nos hemos encontrado a los pies de la imagen de la Virgen, ella migrante y refugiada, para mostrar que el lema «Hacía un nosotros cada vez más grande» es ya una realidad en nuestros pueblos y ciudades, en los colegios y parroquias, en esta tierra de emigrantes.

Unos 200 migrantes y refugiados admirados de la belleza de la naturaleza de las Villuercas. Una migrante peruana escribe: «nuestro viaje es muy emotivo y lleno de sorpresas. El recorrido muy bello, lleno de vegetación maravillosa, exuberante vegetación. Te llena la imaginación, parece que estás ingresando un lugar maravilloso y mágico. Esos árboles de tanta variedad y tamaño, arboledas muy extensas que nos deleitaban en nuestro recorrido. El viento moviendo sus hojas. Ver esa tranquilidad del paisaje en contraste con el azul del cielo y el contraste de las nubes. Nos deleitamos de tanta belleza que encierra la creación. Sea alabanza a nuestro Dios». La naturaleza nos ayuda a ser un «nosotros cada vez más grande» en estos días dedicados al Cuidado de la Creación.

Mons. José Cobo, obispo responsable de migraciones, y D. Xavier Gómez, director del departamento de migraciones, nos ayudaron a reflexionar de manera sencilla pero profunda. Fueron directos, claros, cercanos. Una vez celebrada la Eucaristía del peregrino, tomaron la palabra los migrantes para hacer propuestas concretas que deben interpelar a la sociedad extremeña y a la Iglesia.

Los migrantes y refugiados «extremeños» nos solicitan:

1.- Vivimos con vosotros. No hemos venido a quitar nada, sino a aportar. Los regularizados ya están cotizando. Pero a muchos se nos obliga a trabajar sin contrato. Queremos ayudar a esta sociedad. Trabajo con dignidad.

2.- Esta sociedad ha de aprovechar nuestra gran formación. Somos profesionales muy formados.

3.- Nuestros hijos menores deben vivir con nosotros.

4.- Mucha burocracia. Hay abogados que no deben hacer negocio de nuestra situación.

5.- La Iglesia no ha de tener al migrante como tema tabú. Que hable más de lo perjudicial que es el racismo.

6.- La Iglesia extremeña ha de defender los derechos humanos en la persona del Migrante y refugiado.

7.- Ofrecemos unirnos más entre nosotros para el bien de toda la sociedad.

8.- Queremos integrarnos más en las comunidades parroquiales, ya somos catequistas, voluntarios, estamos en asociaciones… No nos cierren sus puertas, somos católicos. Ya celebramos la fe desde la diversidad y ponemos nuestra vitalidad.

Al terminar la Jornada, todas estas propuestas quedaron a los pies de la Madre, la Reina de la Hispanidad, pero con la voluntad de que se conviertan en realidades que hagan que el nosotros extremeño crezca con los migrantes y refugiados que viven entre nosotros. Ellos están por el «nosotros más grande». ¿Y tú y tu parroquia?

Quizás te pueda interesar

Reunión del Patronato de la Fundación Centro de Santa Bárbara/Proyecto Hombre Extremadura

Este jueves 22 de septiembre tuvo lugar la reunión del Patronato de la Fundación Centro de Santa…

Visita al arciprestazgo de Granadilla para presentar el Domund

En el momento de su partida, antes de su ascensión al cielo, Jesús encomienda a sus discípulos…

Francisco Neila publica la segunda parte de su libro «Raíces»

El sacerdote D. Francisco Neila Sánchez, colaborador durante muchos años del Semanario Iglesia en Coria-Cáceres con su…

Ir arriba
X