Europa vista por un africano: “No es el oasis que se espera de ella”. África vista por un europeo: “Hay que ir preparado”

20161031-sabor-saber

El pasado sábado 29 de octubre, tuvo lugar a mediodía -en el lugar habitual de la Plaza Mayor de Cáceres- otra edición de la actividad «SABOR Y SABER», organizada por la Delegación Diocesana de Fe- Cultura de nuestra diócesis, cuyo interesante tema fue: «Europa vista por un africano, áfrica vista por un europeo».

El objetivo de esta actividad es la presentación y diálogo sobre un tema en el contexto de una comida amigable y compartida, y el guión es la exposición del tema por los ponentes -en torno a media hora, la presentación del menú, una recreación literario-musical y el desarrollo de la comida. Cada mesa de comensales tiene 4 ó 5 preguntas que el ponente ha preparado para que se dialogue sobre el tema. Luego un portavoz presenta al final sus aportaciones así como se tiene un breve coloquio con los ponentes, en clave de ronda de respuestas a las preguntas sugeridas y preguntas libres.

Los ponentes fueron D. César Faria. Profesor de la Univ. de Lurio -Mozambique y D. Francisco José González Jiménez. Misionero en Mozambique. Delegado de Misiones. Los asistentes fueron más de una treintena de personas, destacando una mesa integrada por jóvenes de bachillerato y Universidad, aparte de profesores y docentes, interesados por el tema.

D. César Faria, que leerá su tesis doctoral próximamente en la UEX, comentó que la guerra civil de 16 años dejó enormes secuelas en Mozambique, y destacó la labor de la Iglesia Católica, que en 1996 abrió la primera Universidad en Lurio, con la Facultad de Derecho y luego otra de Educación, para que las personas que ejerzan sus derechos puedan tener una sólida base de Educación. También comentó que por la guerra, el hambre o las condiciones de vida, la fuga de muchas personas a otros países es inicialmente según afinidades culturales. Quienes huyen a Europa, lo ven como un «oasis» pero no tienen recursos ni herramientas, ni capacidad financiera para salir adelante, por lo que el africano queda aquí más pobre, y Europa no es el oasis soñado.

D. Francisco José González Jiménez, con amplia experiencia de voluntariado y misión en Mozambique, reflexionó sobre la inserción del misionero, que debe estar muy preparada. En el IEME -Instituto Español de Misiones Extranjeras se realiza un curso intensivo de preparación misionera de tres meses, más la acogida previa en el país de misión por otros misioneros. Asimismo se aprende allí otra lengua local, en definitiva, esta transición larga no la tiene el africano que viene a Europa. Entre las dificultades que el misionero encuentra al llegar a áfrica citó: conseguir un permiso de residencia, hostilidad hacia el extranjero, el idioma -no entenderse crea soledad, distancia, incomunicación…, el hacerse al ritmo de la vida africana, distintas costumbres y aceptar que nuestra vida es una gota de agua en un mar inmenso porque el salvador es Dios.

Tras un coloquio animado y sugerentes aportaciones y el agradecimiento hacia los participantes y ponentes, cerró la sesión D. Ricardo Palancar, Delegado Diocesano de Fe-Cultura de la Diócesis de Coria-Cáceres.

Quizás te pueda interesar

Nueva campaña de Manos Unidas

La desigualdad se ha convertido en la mayor amenaza y el mayor desafío a nivel mundial. Para…

2 de febrero, Jornada de la Vida Consagrada «Caminado en esperanza»

«Caminando en esperanza». Este es el lema con el que la Iglesia celebra el 2 de febrero la Jornada de la Vida…

Exposición de pintura a favor de Cáritas Diocesana

Cáritas invita a adquirir cuadros en la exposición solidaria cuya autora Dª María Dolores Sanz Úbeda donó en…

Scroll al inicio