La Diócesis de Coria-Cáceres invita a rezar el Ángelus y tocar las campanas

20200316-campanario

En estos días de singular y dolorosa experiencia ciudadana y eclesial, a la que nos ha llevado la pandemia del coronavirus, la Iglesia Católica está llamada a ofrecer sus recursos en favor de los afectados así como la presencia del Señor que salva, animando a todos los cristianos a interceder ante la Madre de Dios, que nos ampara y escucha nuestra oración.

La Comisión Ejecutiva de la Conferencia Episcopal Española ha emitido una nota invitando a todas las diócesis, a que a la hora del ángelus, nos unamos con varias iniciativas, por estas intenciones:

– Por los enfermos contagiados por el virus, por sus familiares, por quienes

están en cuarentena y por otros enfermos que ven afectada su atención por

la prioridad de atajar la pandemia.

– Por los trabajadores de todos los Centros y Servicios Sanitarios.

– Por los Equipos de Emergencias, por los de Protección Civil y por las

Fuerzas de Seguridad del Estado

– Por los Equipos de Pastoral de la Salud y por los voluntarios

– Por las personas de riesgo: niños, mayores y enfermos crónicos.

– Por los padres, madres, abuelos y educadores.

– Por los que están viviendo esta situación de emergencia en soledad.

– Por quienes carecen de hogar o de lo imprescindible para vivir.

– Por las diversas autoridades públicas.

– Por los sacerdotes y por los Monasterios de vida contemplativa, que con

su oración y entrega siguen dando esperanza a todos los ciudadanos.

– Por los fallecidos durante este tiempo de crisis sanitaria, para que sean acogidos en la Casa del Padre.

En nuestra diócesis de Coria-Cáceres, manteniendo el criterio de tener cerrados los templos, pedimos al Pueblo de Dios que todos los días a las 12.00 h, para mostrar nuestro agradecimiento y fraterna solidaridad, y donde sea posible que suenen las campanas, haciendo una llamada al rezo del ángelus finalizando con la oración del Papa Francisco:

«Oh María,

Tú resplandeces siempre en nuestro camino como signo de salvación y esperanza.

Nosotros nos encomendamos a Ti, salud de los enfermos, que ante la Cruz fuiste

asociada al dolor de Jesús manteniendo firme tu fe.

Tú, Salvación de todos los pueblos, sabes lo que necesitamos y estamos seguros de que

proveerás para que, como en Caná de Galilea, pueda regresar la alegría y la fiesta

después de este momento de prueba.

Ayúdanos, Madre del Divino Amor, a conformarnos a la voluntad del Padre y a hacer

lo que nos dirá Jesús, que ha tomado sobre sí nuestros sufrimientos. Y ha tomado sobre

sí nuestros dolores para llevarnos, a través de la Cruz, al gozo de la Resurrección.

Amén.

Bajo tu protección, buscamos refugio, Santa Madre de Dios. No desprecies las súplicas

de los que estamos en la prueba y líbranos de todo peligro, ¡oh Virgen gloriosa y

bendita!

Papa Francisco Basílica de Santa Maria Maggiore, para dirigir una oración a la Virgen, Salus Populi Romani -15-3-2020

Papa Francisco Basílica de Santa Maria Maggiore, para dirigir una oración a la Virgen, Salus Populi Romani -15-3-2020

La especial devoción del Pontífice a la Salus Populi Romani es bien conocida: Francisco va allí no solo con motivo de las grandes fiestas marianas, sino que también quiere hacer una pausa de oración antes de salir para los viajes internacionales, y regresa allí inmediatamente después de aterrizar, para dar gracias. En 593 el Papa Gregorio I la llevó en procesión para acabar con la peste, y en 1837 Gregorio XVI la invocó para acabar con una epidemia de cólera.

Quizás te pueda interesar

Círculo del silencio por las personas en prisión

El jueves 29 de septiembre, a pesar de la lluvia, en la Plaza de San Juan de…

Un nuevo curso para el Seminario: «Una casa abierta para todos»

Iniciamos un nuevo curso en nuestro Seminario Diocesano de San Pedro Apóstol y María Inmaculada de nuestra…

Afiliación del ITPA a la Facultad de Teología «San Isidoro» de Sevilla

En la imagen, el arzobispo de Sevilla, Mons. José Ángel Saiz Meneses junto  a Mons. José Rico,…

Ir arriba
X