Lourdes Grosso Cristo se comportaba con hombres y mujeres de un modo justo

20160611-viiicongreso-lourdes

Lourdes Grosso, doctora en Filosofía y Teología y directora del Secretariado de la Comisión Episcopal para la Vida Consagrada de la Conferencia Episcopal, expuso una interesante conferencia en el VIII Congreso Teológico Pastoral en la que analizó el papel de la mujer en la Iglesia y su correspondiente misión. Ofrecemos a continuación algunas de sus argumentaciones.

Servir, acompañar y testificar

Servir

El que quiera ser el primero de todos, que se convierta en servidor, es el mensaje de Jesucristo a sus discípulos.

Eliminar tópicos, igualdad de la mujer con el varón que se lograría alcanzando la posición que el varón tiene en la iglesia. Tenemos igualdad en dignidad por el bautismo, desde la doctrina cristiana, la igualdad varón-mujer es básica.

«Cristo se comportaba con hombres y mujeres de un modo justo, concediendo a cada uno el papel que le correspondía», indica Grosso.

Acompañar

Tres peculiaridades propias de la misión de las mujeres, explicó aludiendo al Cardenal Robert Sarah

En el evangelio. Las mujeres seguían a Jesucristo. Y vemos su papel. «Servir en lo cotidiano por los caminos de la vida, acompañar el dolor a los pies del altar de la cruz, testificar la victoria de la vida», sentencia la ponente.

El 10 de junio, se conoció el decreto de la Congregación para el culto Divino, la celebración de Sta. María Magdalena como fiesta en el calendario litúrgico, como primera testigo y evangelista de la resurrección del Señor. «A ella, Santo Tomás le llama el «apóstol de los apóstoles», el Papa Francisco la pone como ejemplo y modelo para toda mujer en la Iglesia». Continúa Lourdess Grosso: «Jesucristo iba contra la mentalidad de la época. Cristo no estaba con los criterios del mundo. Habló con una mujer y encima samaritana. María le lava los pies con las lágrimas.»

Testificar

La primera manifestación de Cristo Dios es cuando es presentado en el templo. «Y allí, son un varón y una mujer, Simón y Ana quienes testifican que es el esperado. En boca de una mujer y un varón se da la confesión de Pedro y de Marta, «Creo que tú eres Cristo el Señor», Marta la hermana de María, es la misma Marta que dice, si tú hubieras estado aquí mi hermana no habría muerto. Yo creo que tú eres la vida. A la primera mujer que se revela es a una mujer. María Magdalena. Por tanto tres pasajes que lo demuestras. Testimonio notarial, yo lo he visto, yo lo testifico».

Sobre el debate hombre-mujer en la Iglesia, esta doctora en teología y filosofía recuerda que «No se trata de luchar por la igualdad, más bien, somos complementarios, ahora bien, cómo desarrollamos esto. Hay que estudiar, trabajar, pensar. Falta un desarrollo de la teología en este ámbito». Grosso continuó indicando que el papa Francisco en continuidad con los anteriores Papas, en la entrevista con Antonio Spadaro, declaró que hay que trabajar más para elaborar una teología de la mujer. Dice que es necesario ampliar la presencia femenina más incisiva.

PURIFICAR EL LENGUAJE

La persona es un ser en relación

Hombre y mujer son complementarios

Hay que recuperar una visión femenina. «Se empieza con un feminismo que después se radicaliza contra el patriarcalismo y luego se llega a la ideología de género. La ideología de género desdibuja todo, hasta las reivindicaciones de las mujeres», sentencia Lourdes Grosso. «Somos distintos. La mirada femenina apunta otra dimensión de lo humano, tenemos que recuperar la mística católica contemplativa de la realidad. No el new age. Recuperar la misericordia, que sabemos que viene de inclinarse, inclinar el corazón hacia el débil, en hebreo es un término femenino, significa entrañas».

Claves de la situación social actual

De la crisis de autoridad, a la crisis de ternura. «¿Dónde queda el padre, el genio masculino=. La disciplina parece prepotencia. Las normas se interpretan como imposiciones. ¿Y una sociedad sin madre? Hasta los psiquiatras dicen que hay un vínculo primordial en el seno materno. En una orfandad donde cada uno se hace de nuevo, a imagen y semejanza de sí mismo. Es necesario recuperar, dijo el papa Francisco a los parlamentarios europeos en 2014, la dignidad trascendente del hombre, apelarse a su naturaleza, a distinguir el bien del mal. Mirar al hombre, no como un absoluto sino como un ser relacional».

LíNEAS POSIBLES DE PRESENCIA DE LA MUJER

Después de todas las premisas anteriores, la Doctora en Teología explica que hay que llevar al hombre y la mujer la conciencia filial, «tenemos un padre en el cielo, nuestro padre, Abba, papá. Y a misión de la Iglesia, es evangelizar».

«Cuando hablamos de mujer en la Iglesia hay matices», continúa la directora del Secretariado de la Comisión Episcopal para la Vida Consagrada de la Conferencia Episcopal, «en complementariedad con el varón, o como laica en la iglesia, al mismo nivel del varón o las mujeres consagradas o María, la mujer por excelencia».

Lo primero, que pueden hacer las mujeres es enseñar el rostro de Cristo maestro. También Santificar. «Y ¿cómo podemos hacerlo?», pregunta Grosso, «aspirando a la santidad. Es todo un camino».

Por otro lado, destacó el papel de las santas. «Mística y misión como dos facetas inseparables. Lo que les reviste de unas virtudes excepcionales. La primacía del amor de Dios, con sentido esponsal y celo misionero». Grosso se refirió a las Virtudes singulares de las santas mujeres, quienes expresan la intensidad del amor divino mejor que los hombres santos.

«Las mujeres, como los sacerdotes, también pueden santificar, siendo santas, regir, participando en los órganos de decisión, como ya se está haciendo y servir, a través de la caridad. La cuestión está si en su función de servicio, diaconal, debe formar parte del orden sacerdotal. Lo que sí hay que hacer es aclarar bien cuál es ese servicio diaconal de la mujer. También es cierto que testigos de Jesís en su entrada en la vida y en el templo de Jerusalén son tanto un hombre, Simeón, como una mujer, Ana. Incluso testigo de su muerte es también una mujer, María», resume finalmente la ponente.

Quizás te pueda interesar

Reunión del Patronato de la Fundación Centro de Santa Bárbara/Proyecto Hombre Extremadura

Este jueves 22 de septiembre tuvo lugar la reunión del Patronato de la Fundación Centro de Santa…

Visita al arciprestazgo de Granadilla para presentar el Domund

En el momento de su partida, antes de su ascensión al cielo, Jesús encomienda a sus discípulos…

Francisco Neila publica la segunda parte de su libro «Raíces»

El sacerdote D. Francisco Neila Sánchez, colaborador durante muchos años del Semanario Iglesia en Coria-Cáceres con su…

Ir arriba
X